Blog Amycos

Voluntariado Internacional y Servicio de Voluntariado Europeo

Voluntariados anteriores

PROYECTO EDUCATIVO

9 diciembre, 2015

Una vez pasado todos los datos que previamente recogimos de las unidades educativas de Sacaba, tanto de Nuevo amanecer como de Elisardo Pérez, nos hemos dirigido Lucia y yo a estas unidades educativas para dar a conocer dichos datos y necesidades que se presentan.

Primero, pasamos los cuestionarios a los/as alumnos/as de 1º,3º,5º y 6º de secundaria de la unidad educativa de Nuevo Amanecer y con los cursos de 1º, 2º, 3º y 4º de secundaria de la unidad educativa de Elisardo Pérez.

Estos cuestionarios trataban de 4 temas, que son:

–       Autoestima, ejemplo: Soy capaz de hacer las cosas tan bien como la mayoría de la gente.

–       Violencia (física, verbal o psicológica), ejemplo: Algunos estudiantes son discriminados por sus compañeros o compañeras por sus bajas notas.

–       Técnicas de estudio, ejemplo: Es difícil para mí hacer los deberes.

–       Mediación y resolución de conflictos, ejemplo: Si le hace feliz a la otra persona, le puedo dejar mantener sus puntos de vista o le dejo al otro mantener su postura, si el otro me deja a mí mantenerlas.

Una vez hecho esto, entrevistamos a tres profesores y al director de Nuevo Amanecer y a tres profesoras y dos profesores de Elisardo Pérez, esta entrevista fue grabada para luego poder sacar la información.

La entrevista trataba temas como metodologías que ellos y ellas utilizan, si aplican la ley 070, que recursos didácticos tienen, la asistencia de los/as alumnos/as, las actividades extracurriculares, en qué medida participan los padres y madres en la educación de sus hijos/as…

Y por último, trabajamos con todos/as profesores/as en la elaboración de un árbol de problemas que consiste en ver qué problema principal hay en la unidad educativa, ver sus causas y sus efectos, también trabajamos el análisis DAFO para ver que necesidades hay en la unidad educativa, ver las debilidades, amenazas, fortaleces y oportunidades.

 

En conclusión se sacó que estos y estas niños y niñas tienen muy baja autoestima, hay mucha violencia en la unidad educativa, los niños/as piden que les ayuden a mejorar su nivel de estudio, que les den unas pautas para que ellos y ellas puedan mejorar y también muchos y muchas de ellos/as dejan de lado sus valores y opiniones por la otra persona. Con todo esto vamos a empezar a trabajar con ellos y ellas, tanto profesores/as, padres y madres y alumnado para cubrir estas necesidades.

Elena Sánchez

 

 

Proyecto de agua potable en Cuti Corral – Bolivia

3 diciembre, 2015

Buenas tardes desde Bolivia!

Somos Belén y Julián y para comenzar, comentar que el tiempo se nos ha pasado volando aquí en Bolivia, parece que fue ayer cuando llegamos y apenas nos quedan 10 días para volver a España.

Este último mes hemos estado embarcados en la elaboración de un proyecto de agua potable para la comunidad quechua de Cuti Corral, en el municipio de Morochata.

Se suponía que íbamos a trabajar conjuntamente con la alcaldía de Morochata pero no han estado muy dispuestos a ayudarnos, si bien nos dejaron la estación total de topografía y una habitación para que nos quedáramos el tiempo que íbamos a estar tomando datos en campo. La habitación estaba muy bien, no dormimos sobre paja ni en un habitáculo con murciélagos y otros bichos como habíamos estado hospedados las semanas anteriores en las otras comunidades. También el clima era mucho más agradable, al encontrarse en un valle las temperaturas no eran tan bajas.

Como todo buen proyecto, comenzamos yendo a terreno a ver la zona y hablar con el dirigente de la comunidad. Al principio hubo una serie de reuniones con toda la comunidad en las que se comentó el proyecto y se anotó la gente que quería participar en él, si bien posteriormente fue modificada la lista varias veces. También sirvieron las reuniones para formar el Comité de Aguas, que será el encargado de realizar el mantenimiento de la red, repararla en caso de avería y velar por el buen uso de ella.

Comenzamos entonces un estudio socioeconómico, preguntando por las casas cuanta gente vivía, cuántos adultos, niños y niñas, para así poder dimensionar la dotación para la red de agua potable y posteriormente ya nos pusimos manos a la obra con el levantamiento topográfico de la zona. Para ello lo primero fue localizar los manantiales cercanos a la comunidad con los que abastecerles, que fueron mostrados por los miembros de Cuti Corral. Decidimos, aconsejados por gente de allí, utilizar los 4 manantiales para hacer 3 depósitos de agua, ya que muchos de ellos utilizan luego ese agua para riego y dejan sin agua potable a miembros de la comunidad que viven más abajo. De esta manera habiendo 3 diferentes sistemas, el agua llegaría a más personas, cuyas viviendas se encuentran muy dispersas en el territorio ya que todos tienen junto a su casa su campo de labranza. Realizamos también el aforo de los manantiales, con un cubo y un cronómetro.

Durante el trabajo en Cuti Corral, muchos de los habitantes de la comunidad nos ofrecían    comida mientras estábamos trabajando, incluso nos daban tenedores, lo que nos sorprendió porque ellos comen con las manos. Siempre estaban acompañándonos por si nos podían ayudar durante los aforos y también en el levantamiento topográfico. En verdad a todos ellos, se les notaba entusiasmados al pensar que iban a tener piletas domiciliarias con agua potable en tan solo unos meses.

También un día de lluvia nos refugiamos en una de sus casas. Las casas son de adobe con tejado de chapa, el suelo es el propio barro, y dentro existen algunos utensilios básicos como baldes, ropa en sacos y poco más, solo tienen una cama en la que duermen todos los miembros de la familia, cabe decir que la natalidad es muy alta, es habitual tener 5 hijos o más.

Cuando terminamos el trabajo de campo nos mudamos a Cochabamba, para trabajar con los datos en la oficina de Anawin y comenzar la redacción del proyecto. Hemos trabajado    con la topografía, diseñado la red, realizado los cálculos hidráulicos necesarios, dimensionado los tanques, las obras de toma y la red. También hemos calculado las estructuras de los pasos de quebrada, dibujado los planos pertinentes, redactado los anejos y el presupuesto, realizado un estudio socioeconómico y una propuesta de fortalecimiento y capacitaciones.

El trabajo ha sido interesante pero vivir en la ciudad no es lo mismo que vivir en el campo, aquí existen todas las facilidades y verdaderamente lo que más nos ha gustado es poder convivir con las personas de las comunidades que viven tan austeramente, para así comprender la realidad de este país y sus contrastes.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Ahora, a falta de 10 días para volver a España, nos encontramos ultimando detalles del proyecto de agua potable y haciendo balance de nuestra estadía aquí.

La balanza se inclina claramente hacia todo lo positivo, todo lo que hemos vivido, la cultura tan diferente con la que hemos convivido, la amabilidad de la gente que menos tiene y el país tan bonito que hemos conocido. Y para despedirnos realizaremos una ofrenda a la Pachamama(la madre tierra) como es habitual en la cultura quechua, para dar gracias por esta experiencia y para pedir por que vengan muchas más.

Un saludo,

Julián y Belén

EMPEZANDO EL NUEVO PROYECTO EDUCATIVO

12 noviembre, 2015

Empezamos con un nuevo proyecto educativo  que lo estamos llevando Lucia (pedagoga de Anawin) y yo.

Este proyecto lo vamos a realizar en dos unidades educativas de Sacaba, que son Nuevo Amanecer y Elisardo Perez.

En ambas escuelas estuvimos días distintos, en los cuales íbamos a las clases de 1º,3º,5º y 6º de secundaria de la unidad educativa Nuevo Amanecer a pasar unos cuestionarios para ver que necesidades presentan dichos alumnos/as.

Este cuestionario se formulaban preguntas de autoestima como por ejemplo: «Soy capaz de hacer las cosas tan bien como la mayoría de la gente»; también había preguntas refiriéndose a violencia tanto física, psíquica, verbal… como por ejemplo: «Los/as alumno/as protagonizan agresiones físicas en las cercanías del colegio», o también, «el/la profesor/a ridiculiza al alumno/a».

Hay preguntas para ver si ellos/as creen que necesitan apoyo en materia de técnicas de estudio, como «me gustaría que me apoyaran a mejorar mi nivel de estudio».

Y por último hay preguntas para ver como ellos afrontan la resolución de conflictos y la mediación, como por ejemplo, «trato de encontrar soluciones en las que cedemos algo en beneficio mutuo»; o también, «si le hace feliz a la otra persona, le puedo dejar mantener sus puntos de vista».

En estos casos tienen que elegir una opción, de varias que damos.

También trabajamos con los/as profesores/as en tres actividades.

La primera fue una entrevista grabada para que ellos/as nos contaran como veían el colegio, que metodologías siguen ellos/as, que creen que necesitan en la unidad educativa… Y eran preguntas como estas, «Cual es el enfoque educativo que utiliza para desarrollar el proceso de enseñanza y aprendizaje (ley 070)», «Que materiales pedagógicos tiene a su disposición para enseñar», «De qué manera participan los padres de familia en la educación de sus hijos», «A percibido algún tipo de violencia en el aula (física, psíquica), ¿Qué tipo de violencia?, ¿Qué acciones has realizado para solucionar el tema?»… y así hasta 30 preguntas.

La segunda actividad que se hizo con los/as profesores/as fue el árbol de problemas.

En esta actividad lo que hicimos fue, dibujar un árbol en la pizarra, los/as profesores/as por grupos de cuatro personas aproximadamente, tenían unos tres folios de colores, ahí tenían que escribir tres problemas que ellos/as vieran en la unidad educativa.

Una vez echo eso, íbamos problema por problema y veíamos donde podía encajar ese problema, ya que el árbol se dividía en tres partes, la parte de las raíces que son las causas, la parte del tronco que es el problema principal y la parte de las ramas que son los efectos.

La última actividad que hicimos con los/as profesores/as fue el análisis DAFO.

Por grupos también, los/as profesores/as tenían que ver que debilidades tenían los/as estudiantes y también en la unidad educativa, ver las amenazas, las fortalezas y las oportunidades y ver como las debilidades se pueden formar a fortalezas y ver como las amenazas se pueden convertir en oportunidades.

En la unidad educativa Elisardo Perez hicimos el mismo proceso, tanto con los/as alumnos/as de 1º, 2º, 3º y 4º de secundaria y con los/as profesores/as.

Ahora estamos en Cochabamba en la oficina de Anawin pasando todos los datos para ver que necesidades y ver que actividades podemos hacer tanto con los/as estudiantes y los/as profesores/as.

Saludos desde Cochabamba

Bolivia, la otra realidad.

9 noviembre, 2015

Buenas tardes desde Bolivia!

Somos Belén y Julián, dos ingenieros de caminos que con gran ilusión elegimos realizar un voluntariado en cooperación a modo de prácticas en ingeniería con el objetivo de compartir y de llevarnos a casa una gran experiencia. Nuestro destino para trabajar fue Bolivia, más exactamente en las comunidades quechuas cercanas a la ciudad de Cochabamba, y ya hace aproximadamente un mes que llegamos a estas tierras tan lejanas.

En verdad no existió tiempo de adaptación, la primera semana nada más llegar, fuimos a Chachacomani, una de las comunidades dónde hace más frío, para tomar contacto con la realidad más austera de este país. Allí estaba comenzando la construcción de un invernadero para la escuela. El objetivo de esta construcción es que los niños cuya alimentación actual se basa casi exclusivamente en las patatas, aprendan la importancia de tener una dieta equilibrada mediante la producción de diferentes hortalizas.

Los constructores del invernadero eran los propios padres y madres de los niños escolarizados, por lo que fue difícil organizarles y explicarles el proceso constructivo del invernadero y los materiales a utilizar. Poco a poco se fue realizando la cimentación, nivelándola correctamente y dejando el espacio oportuno para los pilares. A su vez muchos de los miembros de la comunidad fueron encomendados en la fabricación de ladrillos de adobe que darían forma a los muros del invernadero. También se cortaron los aceros de los pilares a la medida correcta según nuestras indicaciones.

A parte de estar supervisando la ejecución de los cimientos también nos tocó coger el pico y la pala y ayudar a cargar arena y a colocar piedras, al fin y al cabo habíamos venido a echar una mano en todo aquello que estuviera a nuestro alcance.

En esa primera semana también estuvimos en la comunidad de Chapisirca, dónde está previsto implantar una red de abducción de aguas para llevar riego por aspersión a las parcelas de los locales. Nuestra labor en esta comunidad fue medir en terreno los ramales de la red de riego desde el conducto principal hasta cada parcela. También tomamos nota de la superficie de cada una de las parcelas para dimensionar adecuadamente la red según el consumo.

Estuvimos también en una comunidad llamada Rumicorral donde hicimos un diagnóstico de la red de aguas, debido a que existían algunas deficiencias. Concluimos que la tubería tenía pérdidas en dos de sus puntos aunque ya habían sido reforzados. Esta medida no había sido suficiente, por lo que informamos de esto a Anawin para ver si es posible realizar una reparación efectiva.

En la segunda semana estuvimos en Chaupisuyo, comunidad donde recientemente se había implantado una red de aguas potables por parte de Anawin. Nos encontramos con un corte de luz y con que no había agua potable desde hacía días y los habitantes de la comunidad estaban cogiendo agua para beber del antiguo sistema de agua cuya toma estaba contaminada por una charca con sapos muertos. Dada la gravedad del asunto, reunimos a algunos miembros del Comité del Agua de Chaupisuyo para que tras terminar sus trabajos en el campo pudieran arreglar la tubería con las herramientas que les proporcionamos y bajo nuestras indicaciones y supervisión.

Durante la segunda semana también quisimos ir a ver la toma de agua del sistema de agua potable de Chaupisuyo, que se encontraba al final de un arduo camino de subida, para así ver la construcción ya ejecutada.
También pudimos formar parte de una reunión con el Comité de Aguas a modo de entrega de la red y finalización de la aportación de Anawin en esa comunidad. Hicimos entrega de material para poder continuar con el mantenimiento de la red de agua y se le dio a la comunidad las capacitaciones necesarias.

Otro lugar al que fuimos fue Punacachi, una comunidad en la que ya estaba aprobado un proyecto de agua potable. Nos reunimos con sus dirigentes, hicimos una lista definitiva de los beneficiarios de la red y les informamos de la necesidad de constituir un Comité de Aguas para que velen por el mantenimiento de la red una vez que esté ejecutada.

A modo de tiempo libre durante estas dos semanas también participamos en temas educativos: reparamos la cerca del huerto escolar de Chapisirca y sembramos rábanos ya que las ovejas habían entrado y se lo habían comido todo. También estuvimos haciendo una actividad en la unidad educativa de Dobledero, dónde mediante juegos enseñamos a los niños la importancia que tiene el consumo de una dieta equilibrada. Además intervinimos en la escuela de Chaupisuyo en la unidad educativa de Wallata, donde las maestras reservaron un día para trabajo comunitario. Los niños trabajaron en la cama orgánica oxigenando la tierra, removiéndola, echando abono y después trasplantaron algunos plantines.

A partir de la tercera semana hasta ahora estamos embarcados en un mismo proyecto, que se trata de la elaboración de un proyecto de agua potable para la comunidad de Cuticorral, en el municipio de Morochata, pero ya en la próxima entrada explicaremos más detalladamente nuestro trabajo.

También queremos comentar que aparte del trabajo que hacemos en las comunidades con Anawin, los fines de semana hemos estado aprovechando para viajar y descubrir este país de tantos contrastes que no deja de sorprendernos, por lo que es difícil conectarnos a internet para poder escribir en el blog, ya que o estamos viajando o en las comunidades donde evidentemente no disponen de internet, pero haremos lo posible para manteneros informados de que es de nosotros durante nuestra estancia en Bolivia.

Esperamos que nuestros relatos sobre Bolivia nunca se terminen y haya muchísimo más por contar.
Un saludo de Belén y Julián.

Bolivia – Chaupisuyo

26 octubre, 2015

Hace unas semanas estuvimos en la comunidad de Chaupisuyo, que pertenece a la comunidad de Morochata, central regional de Wallata.

Estuvimos en la unidad educativa Wallata para trabajar con los niños, niñas y profesoras en la cama orgánica, en la cual estuvimos sembrando y trasplantando tomate, repollo, brócoli y acelga para que ellos y ellas sepan como se hace y también lo puedan hacer en sus parcelas individuales.

También estuvimos Miriam (enfermera de Anawin) y yo con los chicos y chicas trabajando distintos temas.

Con los más mayores de la escuela, trabajamos el tema de higiene personal, les mostrábamos unas imágenes en las cuales aparecían distintas partes del cuerpo limpias y sucias y les comunicábamos las enfermedades que pueden coger si no tienen higiene.

Con los más pequeños y pequeñas trabajamos el tema de alimentación, también les mostrábamos unas imágenes con diferentes frutas y verduras y les decíamos que propiedades tienen, que vitaminas, para que son buenas, y como pueden mezclar la comida… para que luego ellos y ellas también se lo trasmitan a sus padres y madres y con ello lo lleven a la práctica.

Saludos desde Cochabamba.

Elena

 

QUE RAPIDO PASA EL TIEMPO

29 julio, 2015

El tiempo pasa volando ya llevo más de un mes aquí y parece que llegué ayer, estoy viviendo una experiencia única, con los niños en el colegio es una pasada ya tienen muchísima confianza conmigo, en dos meses soy consciente que no puedo hacer muchas cosas pero si veo avances con ellos, la educación aquí no tiene nada que ver con lo que estamos acostumbrados, las clases son muy blandas, y hay niños que trabajan y otros que no, falta mucha motivación, yo me estoy centrando en los que no y veo que van avanzando, los primeros días observaba y hay varios niños que no hacían casi nada, prestándoles un poco de atención ahora van haciendo los ejercicios que se les pone en clase.

Esta última semana he estado triste porque se ha acabado la comida y los niños no comían, hasta agosto el gobierno no les envía más, para la próxima semana he comprado comida para ellos pero no deja de ser una colaboración puntual y esto volverá a pasar, es difícil pensar en ello, y sobre todo no saber com

o hacer, solucionar la comida de una semana es algo puntual pero ¿por qué se han quedado sin comida? Se supone que les envían las raciones para el mes, y 2 semanas antes, no lo se y eso me tiene bastante inquieta.

Os dejo alguna fotos de los niños, les encanta que les haga fotos y se las enseñe eso sí luego cuando posan se ponen super serios.

Por otra parte el conocer a los Nicas está siendo una pasada, su hospitalidad, como abren las puertas de sus casas, me siento muy cómoda, son personas super cercanas, eso sí estoy bebiendo más café que nunca.

Con mucha pena veo que el tiempo se me acaba, seguiré disfrutando las 2 semanas y poco que me quedan

Saludos desde Nicaragua

Una semana en Nicaragua

1 julio, 2015

Ya hace una semana que llegué a Nicaragua y las sensaciones no pueden ser más positivas, sólo una semana y me encuentro tan agusto que podría decirse que llevo más tiempo. Poco a poco voy adaptándome, de momento he tenido suerte y los mosquitos no se acercan a mi, algún día he estado más floja por el calor pero no deja de ser la adaptación. La acogida que me han dado no puede ser mejor, así se puedeir a cualquier sitio, el equipo de trabajo ¡qué fácil lo ponen todo!

En una semana he pasado calor, ha llovido y hasta he notado fresquito, eso sí en tirantes sin necesidad de abrigarse. Los paisajes que he podido ver me parecen increíbles, aun no he hecho fotos pero las haré y subiré alguna.

Tuve un primer contacto con los niños y su reacción sorprendió, muchísima timidez, cuando entré yo en clase estaban recitando las tablas de multiplicar y les daba mucha vergüenza (o pena como dicen ellos), me miraban, me sonreían pero no se atrevían a hablar conmigo. Hablando con 2 niñas conseguí sacarlas que no habían tenido más profesoras españolas, me imagino que se les hace raro, pero poco a poco espero que vayan cogiéndome confianza. Otros niños que no estaban en la clase se asomaban para verme. Pero eso fue el primer día, el segundo día que estaba con ellos ya me llamaban “Profe Elvira” queriendo que les corrigiera lo que estaban haciendo, me leían, ya no sólo me sonríen sino que ya me ven como su profe, ¡qué contenta estoy con ellos!, los niños son niños siempre y creo que va a ser una gran experiencia poder trabajar con ellos y recibir su cariño.

A parte de la escuela estoy conociendo un poco de los proyecto de Amycos en Nicaragua, viendo cómo en San Pablo se han organizado para levantar sus casas, he estado viéndoles trabajar, poner la primera piedra en una de las casas, ¡qué ilusión tienen!

Seguiré contándoos mi experiencia en Nicaragua, no se me da bien escribir por lo que no seré capaz de transmitir lo que aquí voy a vivir, pero haré lo que pueda.

Hasta pronto!!

Y continúa la aventura por estas tierras verdes…

11 diciembre, 2014

Por aquí todo sigue su curso, no tan “al suave” como dicen aquí, ya que intento hacer muchas cosas en poco tiempo y así aprender todo lo que pueda. Estas semanas en la oficina de la Comunidad Indígena han sido más intensas. Empezaron a venir los beneficiarios del proyecto que va a realizar Amycos en San Pablo-La Bailadora 2, que empezará en enero, y hemos tenido que hacer las escrituras de todos ellos, ya que uno de los requisitos imprescindibles del proyecto es que tengan todos sus papeles en regla y se tenga la certeza de que el terreno donde se construye la vivienda sea de la gente beneficiaria del proyecto. A parte de hacer las escrituras ayudo con temas de papeles y Registro de la Propiedad.

El siguiente proyecto de viviendas que quiere lanzar Amycos va a ser en las comunidades de La Lima y Los Limones, que está muy cerca del Carmen, La Corona y Jesús Oliva (en las que ya realizaron proyectos) y por ello fuimos para allá un par de días, a realizar la primera parte del proyecto, que consiste en recorrer casa por casa realizando una serie de preguntas con las que más tarde se elabora un censo en el que se recoge toda la información necesaria para preparar el proyecto y conseguir que se apruebe. Entre las preguntas que realizamos estaban las de saber de quién es el terreno donde tienen construida su actual casa y si tienen escritura que verifique esa información, cuanta gente vive en la casa y si están decididos a comprometerse con el proyecto ya que los miembros de las familias son ayudantes de construcción durante el tiempo que dure éste.

A parte de ir a las comunidades para realizar el censo también he ido, junto con las otras chicas, a hacer alguna capacitación a El Carmen y La Bailadora.

Y por lo demás, en pequeño pueblo, este San Ramón, cada día estamos más cerca de la gente y vamos conociendo su forma de vida y sus costumbres. También seguimos viajando y conociendo más lugares, algunos parajes no muy conocidos y comunidades en las que las Cooperativas te enseñan lo que hacen para mejorar un poco su forma de vida.

Ya estoy en las últimas semanas de mi viaje, y con ello intentando hacer todas las cosas que el tiempo me permite, por lo que intentaré recoger la mayor información posible y así dentro de unas semanas cuento un poco más.

Un saludo desde esta tierra maravillosa.

Guadalupe Ruiz

Recta final

21 noviembre, 2014

A 3 semanas de marcharme ya casi se me saltan las lagrimas solo de pensarlo. Como mucha gente me avisó, cuando estas “a gustito” y adaptada te tienes que volver.

Estas ultimas semanas han trascurrido entre el proyecto de El Carmen, centrados sobre  todo en los huertos familiares y las capacitaciones, y la semana que pase colaborando con la Red de mujeres del Norte.

No deja de sorprenderme la gente, la humildad, las sonrisas que te brindan, te abren la puerta de su casa y te ofrecen lo poco que tienen.

Aunque suene a topicazo tengo que decirlo, aquí aprendes que no necesitas casi nada de lo que tienes para vivir, que todo se simplifica, y que desde luego la felicidad no es tener si no ser.

Espero que estas semanillas que me quedan sean igual o mas intensas que lo que ya viví, y que me duela mucho volver, porque significara que esto ha sido maravilloso.

Un saludo desde tierras tropicales y revolucionarias

 

 

 

 

 

 

 

 

Sara Arranz

Alerta virus chikungunya

18 noviembre, 2014

La Salud Pública y Medicina Preventiva es la piedra angular de cualquier sistema sanitario pese a ser esto,  probablemente, de lo que menos se percata el paciente.   Esta verdad innegable adquiere más importancia (si cabe) en países con recursos sanitarios limitados. Es de crucial importancia el manejo de las enfermedades contagiosas y el control de los focos de infección. No hace falta poner ejemplo ajenos . España acaba de ser la vergonzosa demostración de lo que pasa cuando no se toma en serio una enfermedad contagiosa grave. Si esto supone un problema en países con mayor nivel económico, imaginémonos lo que podría significar en uno de los países más empobrecidos de Latinoamérica.

Afortunadamente, Nicaragua y su Ministerio de Sanidad conocen su situación y saben que tienen que controlar las epidemias ANTES de que aparezcan. Hoy, el país se ha declarado en alerta ante el reporte de casos de infectados por el virus del Chikungunya. Van ya225 anivel nacional, cifra suficiente como para ponernos las pilas. La dirección del centro nos ha reunido a todos para concienciarnos del problema y empezar a actuar. Esta misma mañana, se ha explicado a los pacientes que estaban esperando consulta cómo podemos detectar  la enfermedad y cómo ayudarnos para que no vaya a más. El virus Chinkungunya se transmite por un mosquito, pero su reservorio somos los humanos. Esto significa que un insecto sin virus que pique a una persona infectada, se convierte en portador y puede infectar posteriormente a alguien sano.

Ante escasez de medios suele desarrollarse el ingenio. Se intenta que la población, independientemente de su nivel económico y académico, sepa que ante casos de calentura (el síntoma más frecuente es fiebre) tienen que acudir a su centro de salud. Si lo ven en un vecino, les animamos a que les transmitan lo que saben y los manden al centro de salud. De esta manera, ellos mismos se convierten en pequeños agentes de salud que ayudan al sistema a autoprotegerse. Me pregunto por qué no hacemos este tipo de intervenciones en España. Podrían encargarse los alumnos de prácticas. De esta forma, promocionaríamos salud de una forma directa y quizá seríamos menos impacientes con la espera. Y aquí quiero dejar caer una pequeña comparación para la reflexión. Hoy  ha sido el día del mes en el que se hacen ultrasonidos y hay mujeres que han esperado 8 h de media para hacerse una ecografía. Por supuesto nadie ha puesto una reclamación. ¿Cuánto tiempo tarda, de media, un español en perder la paciencia esperando a su cita?

Seguiremos contando qué ocurre con la epidemia y cómo se controla. Lo que nos ha quedado claro es que Nicaragua se toma la epidemiología en serio y gracias a ello sus niveles de salud están muy por encima de lo que se podría intuir a la ligera conociendo el presupuesto del que disponen. Seguimos aprendiendo.

Silvia Moreno